jueves, diciembre 02, 2010

Catedral



Justo en la pared, en la más sagrada, se refleja la textura del Cuerpo. Intento transformarlo en tejido de papel obviando las libélulas. Limpiándola de dolores viejos con colores nuevos que marcan líneas en el infinito.

Pero me dices no, ven aquí y píntame, entonces los pinceles se transforman en plegarias murmurantes e insomnes clemencias del tiempo; un impulso de crear con las yemas, sílaba tras sílaba, el tatuaje más profundo del deseo.

10 comentarios:

.A dijo...

mientras te diga no.. pero a continuacion te diga ven..
todo ira bien :(

.A dijo...

:) buenas nxes

Miguel Schweiz dijo...

Uf .A, ¿Seducción...? No sé si así todo va bien.
Buenas nxes :)

Franki dijo...

No se... aveces la intensidad esta en la incertidumbre...

Hermoso mensaje de Navidad.Cuanta verdad y buen deseo hay en el. que yo comparto.

Feliz Navidad y mis mejores deseos para ti y para tu amiga... creo entender, que es pasar la Navidad en el Limbo.

Un fuerte abrazo, amigo Miguel

Raquel dijo...

Precioso mensaje de navidad. Estoy muy de acuerdo con todo. He tenido que ponerlo tres veces para no pederme nada, mi casa esta llena de ruidos, y me ha gustado especialmente las palabras finales.
También la frase: un impulso de crear con las yemas, sílaba tras sílaba, el tatuaje más profundo del deseo.
Saludos.

Moony-A media luz dijo...

Maravilloso impulso el tuyo, que atraviesa la mirada y se prende allá, donde las estrellas hablan.

Besito...

Miguel Schweiz dijo...

Franki pienso también como tú respecto a lo que dices.
Ufff, cuántas navidades en el limbo...
También para ti mis mejores deseos.
Un fuerta abrazo amigo

Hala Raquel ¿cómo que está llena de ruidos tu casa? Jajajajaja ¿Muchos?
Saluditos

Sí... donde las estrellas hablan Moony... hum misterio...
Besito...

Extractos de alguna vez dijo...

Bellíiiisimo Miguel, desde las palabras hasta la imagen...

Un besazo grande

V.Nas dijo...

Conjugas perfectamente texto e imagen.
Estupenda fotocomposición, equilibrada y puntillista.
¡Eres geniaaaalll!
mariví

Blanka dijo...

Me gustan los impulsos de crear un tatuaje con las yemas, es de gran intensidad, aunque prefiero que las libélulas se queden. ;P
Un besazo